Toca recuperar sensaciones

navarrete


Fin de semana largo y tormentoso para el Beti Onak, ya que el viernes perdía ante Ereintza Aguaplast en su visita a Errenteria, y hacía lo propìo el domingo en su viaje a Navarrete, donde igualmente se dejaba los puntos. Toca volver a la senda del triunfo.

Ereintza Aguaplast 32 25 Beti Onak

Visitaban Errenteria los de Sergio Moracho con la intención de seguir subiendo peldaños en la tabla clasificatoria. Era un partido aplazado en su día, entre semana, y con todos los condicionantes que trae consigo este tipo de situaciones (trabajo, estudios…) pero el equipo de Villava/Atarrabia se conjuraba para hacer un buen encuentro e intentar sumar dos puntos más.

Lo cierto es que Beti Onak se encontró con un Ereintza duro de pelar, trabajador y con muchas ganas de dar buena cuenta de los verdes que ya desde el inicio no dieron sensación de encontrarse cómodos en Galtzaraborda. Pronto los locales abrían brecha en el marcador ante un Beti Onak con pocas ideas ante una defensa bien formada que recuperaba balones para salir a la contra y batir con facilidad a Miguel Mateo.

Ya para los 15’ Ereintza doblaba en el luminoso a los visitantes que no encontraban la llave para abrir la defensa rojinegra. Los locales se iban hasta los 19 goles al descanso, una cifra muy alta y que decía bastante de las pocas prestaciones defensivas de los de Moracho.

En la segunda mitad los locales se dejaron llevar, pues los 7 goles de diferencia daban cierta tranquilidad al banquillo de Diego Lorenzo. Beti Onak, algo más entonado en defensa, lo intentaba pero era incapaz de rebajar la distancia, mientras que Ereintza, más relajado, la mantenía a pesar de los esfuerzos de Xabier y Mikel Iturralde que, con 6 goles cada uno, fueron la avanzadilla más eficaz de los de Villava.

Se llegaba al final del encuentro con mal sabor de boca, y una derrota por 32-25 a todas luces justa.

Ficha técnica
Ereintza Aguaplast (32): Solís (3), Adúriz (4), Arrizabalaga (1), Arruti (4), Rodríguez (2), Mitxelena, Duarte, Linazasoro (3), Txasko (5), Erkizia (5), Baptiste, Mancisidor (4), Iglesias y Múgica (1)
Beti Onak (25): Mateo y Olagüe; Asurabarrena, X. Iturralde (6), Rivera (1), De la Nava, Goiburu (1), M. Iturralde (6), Sabuqui, Etxarri (2), Aranguren (2), J, Urbiola (4), Calvo, Pascual (3), Izuriaga y Pedroarena.
Marcador cada cinco minutos: 3-2, 7-4, 10-5, 12-8, 16-9, 19-12 (descanso) 22-13, 23-16, 25-19, 27-21, 29-22 y 32-25 (final)
Árbitros: Xabier Elizetxea y Jon Mendizábal. Excluyeron a Arrizabalaga (2), Rodríguez, Linazasoro, Txasko y Mancisidor por los locales, y a X. Iturralde, M. Iturralde (2), Etxarri y Aranguren por los visitantes.
Incidencias: Encuentro aplazado correspondiente a la Jornada 13 del Grupo C de la Primera División Nacional, disputado en el Polideportivo Municipal Galtzaborda de Errenteria. Sin espectadores.

________________________________

Asfaltos Redondo Solozábal Navarrete 31 23 Beti Onak

Segundo asalto en tres días, esta vez sí, en jornada deportiva coincidente con el calendario, en el que Beti Onak viajaba a tierras riojanas para enfrentarse a uno de los colistas y con ganas de recuperar la buena imagen tras la derrota del viernes ante Ereintza.

Comenzaban bien los de Moracho, dominando el electrónico ante un equipo local muy lento, con jugadores ya veteranos como es el caso de Álvaro Bozalongo o Guillermo Barbón, que cometía errores técnicos muy bien aprovechados por los hoy de blanco.

A Beti Onak no le hacía falta demasiado para superar la lenta defensa de Navarrete, de mucho peso, pero poco expeditiva e, incluso a veces, rozando el reglamento como es el caso de los “toques” de los exteriores en los lanzamientos de Lander Etxarri desde el extremo. Los verdi-negros se estrellaban contra Xabier Olagüe o eran los defensores del Beti quienes interceptaban balones en los cruces mal ejecutados por el ataque riojano. Así, pues, se llegaba al descanso con ventaja visitante de 10-14 y con la ilusión intacta para llevarse los dos puntos en el autobús.

Pero lo que son las cosas, los de Moracho se convertían en un abrir y cerrar de ojos en su propia bestia negra, y todo lo conseguido en la primera mitad, se iba por la borda en la segunda de manera incomprensible. Las cañas se tornaban lanzas y los riojanos empataban a 17 a los diez minutos de la reanudación. Dos goles en diez minutos por el Beti y 7 por parte de los locales, daban la puntilla a un equipo que se las prometía felices, pero que por errores propios, más que por aciertos de su oponente, se llevaba un correctivo importante ante uno de los equipos de la parte baja. Finalizaba el encuentro con victoria de los locales por un contundente 31-23 que da vida a Navarrete y mantiene, a pesar de la derrota, en el quinto puesto a los de Villava.

Toca hacer autocrítica y examinar los por qués de este cambio tan radical en un partido, y a buen seguro que el cuadro técnico encontrará la solución para volver a la senda del triunfo.

Ficha técnica
Asfaltos Redondo Solozábal Navarrete (31): Argáiz, J. Paracuellos (1), Martínez (4), E. Paracuellos (1), Hernández (5), Castaño (1), López de Luzuriaga (11), J. Pérez (2), Bozalongo (1), Gómez, Iriarte, López,  Rico, Majaiti (1), Barbón (3) y A. Pérez (1).
Beti Onak (23): Olagüe, Mateo e Itoiz; X. Iturralde (3), A. Urbiola, Rivera (1), Goiburu (4), M. Iturralde (1), Sabuqui, Esáin, Etxarri (5), Aranguren (4), J. Urbiola (1), Calvo, Pascual (3) e Izuriaga (1).
Marcador cada cinco minutos: 1-2, 3-5, 6-9, 8-10, 8-10, 10-14 (descanso) 13-15, 17-17, 20-18, 24-19, 27-21 y 31-23 (final).
Árbitros: Sergio Elordui y Mikel Bruguera. Excluyeron a Martínez, J. Pérez, Majaiti y A. Pérez por los locales, y a Goiburu, Aranguren y Pascual (2), por los visitantes.
Incidencias: Encuentro correspondiente a la Jornada 17 del Grupo C de la Primera División Nacional disputado en el Polideportivo Municipal de Baños del Río Tobía. Sin espectadores.@jokinelizari

@jokinelizari

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *